Una iniciativa de Hermes Comunicación
 

Fortaleza de la Mota, esplendor medieval en Alcalá la Real

Alcalá la Real alberga un tesoro arqueológico, la ciudad fortificada de la Mota, un enclave que está considerado como una de las ciudades medievales más importantes y mejor conservadas de Andalucía. Y es que la Mota no es un castillo, sino una verdadera ciudad amurallada fundada por los árabes y remodelada por los cristianos tras la Reconquista en la que el visitante puede descubrir murallas, puertas monumentales, dos iglesias, bodegas, calles y todos los componentes urbanísticos de una ciudad medieval relevante. Muchos de estos elementos se encuentran en buen estado y permiten una recreación muy fiel de la vida en el Medievo gracia a los intensos trabajos de restauración llevados a cabo en los últimos años.

El Conjunto Histórico Monumental de la Mota destaca por sus grandes dimensiones, 145.000 metros cuadrados, ya que albergó una ciudad de gran importancia en Edad media. El recinto de La Mota está estructurado, como era usual en las ciudades-fortaleza andalusíes, en tres recintos: el exterior, la alcazaba y el alcázar.

Cuando los árabes ocupan la zona se realiza el proceso de la fortificación del cerro y, poco a poco, el desarrollo de una típica ciudad de la época califal, que se prolonga en la almohade. Las edificaciones musulmanas resultaron destruidas en gran medida y, a pesar de los esfuerzos, no han podido ser identificados todavía lugares tan destacados como la alcazaba militar y la mezquita.

Los edificios que pueden visitarse en la actualidad son producto de la actuación de los cristianos a partir de 1341, momento de la conquista a los árabes. A lo largo de casi dos siglos, la principal actividad en la fortaleza fue la militar, ya que el enfrentamiento entre cristianos y musulmanes dominó el territorio, y para Castilla esta fortaleza fue clave en el ataque contra el reino nazarí de Granada. También hay que destacar que, en los períodos de paz, su papel en las relaciones comerciales con toda la región fue asimismo destacado. El rey castellano Alfonso XI buscó el predominio de la Corona frente a los nobles feudales y la iglesia en el enclave, y para ello fundó una abadía independiente, lo que contribuyó a su engrandecimiento. Al finalizar la conquista de Granada, la repoblación de esta ciudad fue tan intensa, que los nuevos pobladores desbordaron el recinto amurallado y surgieron nuevos barrios. Aunque el poder civil y eclesiástico permaneció en el recinto amurallado, con la evolución natural del urbanismo, acabó por bajar al llano y paulatinamente, se fue despoblando el primitivo recinto amurallado. A principios del siglo XIX, Alcalá la Real yaz estaba por completo en su emplazamiento actual.

Fortaleza La Mota interior

El antiguo recinto de la Mota tuvo un largo tiempo de abandono hasta que, desde la segunda mitad del siglo XX, se realizaron una larga series de trabajos que condujeron a lo que hoy puede visitarse como el monumento más destacado de la población alcalaína.

En la actualidad, el turista puede visitar tres de las antiguas siete puertas del recinto (la de las lanzas, la de la imagen y la del peso de la harina), el sistema de murallas, con sus tres líneas defensivas, el entramado urbano, con la peculiar utilización del espacio, en el que se deben mencionar sus calles y las plazas Alta y Baja, la Torre de la Cárcel, las iglesias de Santo Domingo de Silos y la Iglesia Mayor Abacial, las Casas del Cabildo, la Fortaleza propiamente dicha y, como nota peculiar y distintiva, parte de las galerías subterráneas excavadas bajo la roca y que servían como escape en épocas de asedio. Actualmente, el ayuntamiento alcalaíno está tratando de hacer visitables parte de estas galerías.

Además, el recinto acoge el Centro de Interpretación de la Vida en la Frontera, un espacio único y singular para conocer la vida y costumbres de la época medieval.

Escrito por

“Orgullosos de Jaén” es una iniciativa puesta en marcha por Hermes Comunicación, una consultora de comunicación puesta en marcha e integrada por profesionales de la Comunicación jiennenses que pretende fomentar la autoestima de los habitantes de la provincia.