Una iniciativa de Hermes Comunicación
 

Cruz Roja, 118 años de trabajo en la provincia de Jaén

Cruz Roja es una organización que desarrolla una amplia actividad en la provincia de Jaén, que abarca numerosos ámbitos. Sólo en Jaén llevan trabajando 118 años, ya que se puede tomar como hito histórico la Comisión Provincial, que fue presidida por primera vez por el jiennense José de Prado y Palacio, que llegó a ser ministro de Instrucción Pública.

De su trabajo en la provincia de Jaén hablan las personas que la dirigen actualmente José Boyano, presidente; Miguel Ángel Jaén, coordinador y Dámaso Chicharro, secretario.

Una de las primeras puntualizaciones que realizan es que Cruz Roja tiene muchas más facetas de las que conoce la mayoría de la población, por lo que definen a la organización como “multiespecialista”.

Según Boyano, los grandes principios que les guían son la Universalidad, Neutralidad, Unidad, Independencia, Imparcialidad y Carácter Voluntario. El coordinador provincial explica que el trabajo se basa en varios planes: Intervención Social, Empleo, Juventud, Socorro y Emergencias, Formación, Cooperación Internacional, Salud y Medio Ambiente.

En el área de Intervención Social, la enumeración de acciones es enorme. El objetivo es aliviar la situación de los colectivos más vulnerables, poniendo acento especial en la pobreza, que hoy se ha constituido en el mayor problema de Jaén y de España. En relación a la misma, se recuerda el reciente llamamiento del presidente nacional “Ahora más que nunca”, con el que se intentan recaudar 30 millones de euros suplementarios, y así poder atender a 300.000 personas más. Las cifras en Jaén ya son alarmantes: Cruz Roja ha atendido, entre enero y septiembre, a más de 15.000 personas, cuando hace dos años apenar sobrepasaron los 5.000 en todo el año. Desglosando las cifras, la organización ha otorgado 1.168 ayudas para pagar suministros básicos (energía y farmacia), en estos nueve meses se han realizado 2.643 prestaciones unitarias consistentes en ropa, higiene y alimentos básicos y, sólo en alimentos se ha ayudado a unas 11.000 personas.

Son cifras que impresionan, pero que no terminan ahí. Cruz Roja ofrece clases de apoyo, combinándolas con una merienda y se incide en la educación en hábitos saludables. Hasta septiembre, estos proyectos han contado con una dotación de 201.630 euros. De nuevo, cifras que nos dan una idea de la magnitud de los problemas y del trabajo que realiza la Asamblea Provincial.

La entidad presta especial atención al colectivo de mayores, ya que son personas que necesitan apoyos varios. En primer lugar se intenta evitar el aislamiento y la soledad en que pueden encontrarse muchos. Es lo que llaman Cruz Roja de proximidad. Se hace seguimiento telefónico, se dan consejos o se presta una ayuda puntual a solicitud de los mayores, como cambiar una bombilla o acompañarlos a una consulta médica. Otras acciones son los talleres básicos de alfabetización digital o, la ya tradicional teleasistencia, a la que se ha añadido la móvil con una interesante innovación, la incorporación de tecnología GPS para ayudar en posibles casos de desorientación y pérdida de personas mayores.

Los inmigrantes reciben igualmente una atención específica por parte de Cruz Roja. La organización cuenta con dos centros propios en Villanueva del Arzobispo y Alcaudete. Para ayudar a los inmigrantes en dificultades, hay abierta una oficina todo el año, y se proporciona asesoramiento legal de todo tipo, que incluye los reagrupamientos familiares o el retorno voluntario de inmigrantes a sus países.

En el Plan de Empleo se encuentran 1.154 personas: 484 voluntarios se implican en intentar insertar a los desempleados en el mercado laboral, para lo que se forma al personal y se realiza una importante mediación con las empresas, a la vez que estos trabajadores acompañan en su trayectoria, al demandante de empleo.

Cruz Roja (calle)

En el Plan de Juventud hay dos aspectos interesantes: la educación para la salud, que incluye formación en temas de alcohol, drogas y sexualidad, y la atención a niños con hospitalización de larga duración. A estos últimos se les proporciona apoyo educativo o actividades lúdicas, incluyendo a chicos que tienen que permanecer en cama de forma continuada.

Socorro y Emergencias es uno de los aspectos más visibles de la tarea de Cruz Roja a todos los niveles. En nuestra localidad, a nivel de toda España o en las situaciones de emergencia internacional la figura de la cruz o la media luna rojas son omnipresentes. Previenen posibles problemas con su presencia o ayudan en catástrofes humanitarias. Siempre, de una forma u otra, están al lado de quién los necesitan. Y, para ello, se dotan de las capacidades necesarias, ya sean humanas o materiales.

El Plan de Formación tiene dos aspectos básicos: la interna y la externa. La primera forma a todas las personas que pertenecen a Cruz Roja. Con los cursos que se desarrollan se busca que directivos, personal al servicio de la misma o voluntarios, estén lo mejor preparados que sea posible y desarrollen sus tareas con seguridad y efectividad.

Con la Formación externa, la entidad lleva a cabo cursos y talleres que se realizan a través de las 19 asambleas locales, y se busca un doble objetivo: mejorar la formación de la sociedad y ayudar a financiar la institución con las cuotas que se pagan. Sólo en el año 2012 se realizaron 339 actividades formativas, en las que participaron 4.028 personas.

El de Cooperación Internacional es otro de los planes con enorme visibilidad. En él se lucha por captar fondos y así poder aliviar el sufrimiento en situaciones como la actual guerra civil en Siria. Para ello, se intenta sensibilizar a la sociedad en temas como la pobreza, la multiculturalidad o la necesidad de la ayuda a nivel internacional.

Aunque menos vistoso para el público, el Plan de Salud contribuyó a formar a más de 3.500 personas el año pasado. Este plan incluye actividades de prevención de accidentes en el hogar o en las carreteras y, de forma paralela, está incluida la formación en hábitos saludables o prevención de enfermedades.

Cruz Roja logo

En el campo del Medio Ambiente, la organización intenta atender tanto el aspecto de dentro del hogar como el de fuera, que incide en un cuidado genérico de nuestro ambiente natural y social. En el primer sentido se trabaja la optimización energética de nuestros hogares, y en el segundo, la educación ambiental y mejora del entorno. En este ámbito se realizan actividades como la limpieza de riberas, talleres de reciclaje o estudiar la calidad de las aguas que nos rodean a través de un kit instantáneo.

Un trabajo interesante que se está planificando es el la realización de huertos urbanos, donde pueden darse aspectos transversales, como la convivencia de generaciones diferentes o la vinculación a hábitos vitales y alimentarios saludables.

Para finalizar con las acciones que Cruz Roja realiza para ayudar a la sociedad en la que vive existe una Unidad de Género.

Como piedra angular de todos estos planes, proyectos y actividades, está el voluntariado. Un eje en el que incide mucho el propio presidente de Cruz Roja, del que señala que “sin los voluntarios, Cruz Roja no sería Cruz Roja”. No en vano, son 4.282 personas en la provincia que prestan con generosidad su tiempo y muchas veces, recursos, para ayudar a los demás de forma desprendida y desinteresada.

Sobre la financiación, el secretario, Dámaso Chicharro, asegura que, como en casi todos los casos, es escasa, dadas las necesidades que se precisan atender. “Los fondos provienen fundamentalmente de captación propia, aquí se sitúan las cuotas de los socios, los sorteos -tanto de lotería como el del Oro-, la cuestación del Día de la Banderita, las cuotas generadas por los cursos de formación externa y otras actividades, como conciertos o recogida de alimentos”, informa el secretario.

Las administraciones públicas contribuyen con subvenciones, los ayuntamientos, la Junta de Andalucía, el Gobierno central y el Fondo Social Europeo son los que ayudan a completar los medios económicos necesarios.

Chicharro dedica una atención especial a los socios, que se van incrementando notablemente y suponen en la actualidad 11.650 personas con una cuota media de 90 euros al año, y al aumento de los donativos puntuales en la provincia, a la que califican como una de las más generosas y solidarias de Andalucía, si no la que más.

Tanto el secretario como el tesorero de Cruz Roja hacen mención a varios aspectos muy importantes de esta organización. Por una parte, la transparencia, que se concreta en auditorías anuales, que siempre han tenido resultados excelentes para la Asamblea Provincial, y una aplicación informática que registra a todos los receptores de ayudas y muestra a los donantes el destino de sus donaciones. Y, por otra parte, la especial atención que se presta a preservar la dignidad de las personas que sufren, a los vulnerables en riesgo de exclusión. Para ello intentan a toda costa evitar situaciones que la menoscaben, como las colas en los centros asistenciales o “las aglomeraciones que pregonan la pobreza”, señalan. Boyano asegura que a esto se suma la neutralidad de Cruz Roja, que ha servido para que la ayuda pueda llegar a los desfavorecidos de todos los conflictos. “Sólo esta institución ha tenido acceso a la cárcel de Guantánamo para poder evaluar la situación de los detenidos”, apunta como ejemplo.

Compartir la entrada
Escrito por

“Orgullosos de Jaén” es una iniciativa puesta en marcha por Hermes Comunicación, una consultora de comunicación puesta en marcha e integrada por profesionales de la Comunicación jiennenses que pretende fomentar la autoestima de los habitantes de la provincia.